Saltar al contenido

Desde mañana

4 mayo 2012

Sobre lo escrito por mi, renuncio a las palabras llenas de vacío.

Hoy me siento ante estas letras para poder describir el mundo que nadie ve, pero que siempre pasa.

Imágenes repetidas a las que me enfrento cada dia, y en las que aun asi, pobre de mi, busco clichés por revelar.

Lejos de situaciones personales, ni de comentarios incomentables. Sencillamente busco nuevas fotos para una mejor comprensión de lo cotidiano, que me plastifica como libro nuevo en busca de un curso, mejor que el anterior.

Cierro los ojo, para poder ver un dia nuevo. Me niego a repetir las imágenes del dia anterior, que ya se repitieron ayer.

Busco en el espacio que ahora respiro el tiempo que no tengo, porque el de ayer ya se fue, y el del mañana es absurdo planificar.

Camino por donde siempre, buscando nuevas vías, algo que no estuvo ayer, aunque admitiría verlo mañana.

Si subo, no puedo, no hay compromiso para bajar la misma cuesta. Disfruto desde lo alto de la cima de un momento único, que añoro desde el primero de los momentos. Porque se que no volveré a bajar. Sólo esta vez.

De vuelta encuentro mi reposo. Y antes de enfrentarme a él ya me recuerda al vivido ayer. Después, sin sorpresas, no se presentan cambios.

Temo cerrar los ojos, porque mañana no habrá asombros. Aun asi me dejo caer.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: